martes, 21 de junio de 2011

L'Arbre (The Tree - El Árbol)

Año: 2010.

Dirección: Julie Bertucelli.

Intérpretes: Charlotte Gainsbourg, Marton Csokas, Christian Byers, Morgana Davies, Arthur Dignam, Gabriel Gotting, Penne Hackforth-Jones, Gillian Jones, Tom Russell, Aden Young.

Sinopsis

Basada en la novela de Judy Pascoe cuenta la historia de una familia con cuatro hijos, que ha de afrontar la repentina muerte del padre, y su relación con un inmenso árbol (una higuera) que crece en el patio de su casa. La higuera también trata de salir adelante ya que una gran sequía asola Australia.
 

Crítica

Algo habíamos leído sobre esta cinta. Su calidad visual, la descripción de la fuerza de la naturaleza y la belleza del relato, nos han acercado al cine una vez más.

La película intenta en todo momento moverse por el filo de lo poético, de la exaltación de lo bello. De lo bello que encierra lo cotidiano y no siempre nos damos cuenta. Junto a ello, la forma de presentarlo le confiere aire de sensibilidad, de intimidad. A veces, suspira por una grandeza que no consigue, eso es cierto.

Se nos revela una forma de superación del color con tintes poéticos, si bien en principio, la de la persona de la madre, Dawn (Charlotte Gainsbourg), escenifica el dolor tal y como lo conocemos, tal y como se siente ante la muerte de un ser querido, pero posteriormente se desarrolla de forma muy distinta, ligado, muy ligado a lo enigmático que encierra la naturaleza. La película gira entorno al sentimiento y a la vida de la madre; supervivencia, superación.
Simone, la hija, trata de superar la pérdida estableciendo un vínculo esencial con la higuera, a través de la cual su padre se comunica con ella, adquiriendo tal amor por el árbol, que hará lo posible por evitar su tala. El dolor refugiado y oculto, lo refleja uno de los hijos, que deja de hablar.
¿Vicios? Los tiene, claro que sí. Algunos: sensiblera por momentos, no acabo de ver a la Gainsbourg de ama de casa en un ambiente cuasi-rural (si la viese su padre!!) y tratar de pescar en unas cotas para las que no tiene caña ni anzuelo.

Como ya hemos comentado casi todo el peso recae en su protagonista, la cual, si tratamos de abstraernos del vicio ya comentado, podemos afirmar que confecciona un traje bastante lucido y bonito.

Todos los aspectos visuales son relevantes e importantes y ya desde el comienzo del film, se observa su importancia, con planos medios-largos, giros de cámara muy descriptivos entorno al árbol, planos que buscan dar la sensación de amplitud, de inmensidad, de soledad, de dolor,... sí, podemos decir que lo visual sirve de principal sustento a esta especie de relato de amor, de lección de vida.

Digamos que no es apta para todos los públicos, pero el aprobado lo merece y por tanto, sabiendo que no soy de muchas notas, creo que estamos en disposición de recomendársela, para disfrutar de un ejercicio de tranquilidad, calma y sosiego, pese al dolor que en sí desencadena todo.

Nota general: 5,0 sobre 10.

Trailer

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...